Showing 1-20 of 25 items.

Cuando el cielo se desgarre

y escuche a su Señor -como debe ser-,

cuando la tierra sea allanada,

vomite su contenido, vaciándose,

y escuche a su Señor -como debe ser-...

¡Hombre! Te esfuerzas con denuedo en encontrar a tu Señor y Le encontrarás.

Aquél que reciba su Escritura en la diestra

será juzgado benignamente

y regresará, alegre, a los suyos.

Pero aquél que reciba su Escritura detrás de la espalda

invocará la destrucción,

pero arderá en fuego de gehena.

Vivía alegre con los suyos,

creyendo que no iba a volver.

¡Claro que sí! Su Señor le veía bien.

¡Pues no! ¡Juro por el arrebol vespertino,

por la noche y por lo que congrega,

por la luna cuando está llena,

que habéis de pasar de uno a otro estado!

Pero ¿qué les pasa que no creen